Seleccionar página
  1. Sea cual sea el tipo de negocio, establecer un Plan de Marketing Digital previo es una premisa imprescindible antes de lanzarnos al medio online. Y es que la presencia online no es un objetivo en sí misma. Es tan solo un medio.

Un error habitual es pensar que se debe estar en internet, aunque no se sepa el cómo ni para qué. Cómo todo, por muy buena voluntad que le pongamos, si no lo hacemos correctamente, nuestra acción no sólo no nos dará los resultados esperados, sino que tendrá una repercusión negativa en nuestro negocio.

En una fase previa a la elaboración del Plan de Marketing, nos tendremos que formular las siguientes preguntas:

• ¿Quién es mi público objetivo?

• ¿Conozco a mi competencia?

• ¿Qué objetivos me planteo y en cuánto tiempo quiero conseguirlos?

• ¿Qué presupuesto puedo dedicar a mi Plan Online?

• ¿De qué recursos dispongo a nivel técnico y humano?

Desarrollo del Plan de Marketing online:

Consta de 4 capítulos que deberemos completar exhaustiva y honestamente. Es vital siempre ser ambicioso pero también honesto y realista en los análisis realizados y la definición de objetivos.

Los capítulos que compondrán nuestro Plan de Marketing son 4:

  1. Análisis de situación:
    • Aspectos externos
    • Aspecto internos
  1. Estrategia a seguir:
    • Establecimiento del público objetivo
    • Definición de Objetivos
    • Acciones a realizar
  1. Plan de acción:
    • Cronograma
    • Estimación de costes
    • Estimación de resultados
  1. Ejecución:
    • Lanzamiento

    • Seguimiento

    • Medición

    • Acciones correctoras

Análisis de aspectos externos:

Estudiaremos el mercado, la competencia y el entorno legal.

  • Deberemos realizar una estimación del volumen de mercado online. Para ello definiremos la zona geográfica a la que nos vamos a dirigir y verificaremos las búsquedas realizadas en la misma.

  • Analizaremos a nuestra competencia y su comportamiento online. Es vital para saber con quién nos enfrentamos, con qué armas debemos contar y aprender también de su experiencia.

  • Además deberemos tener muy claro el entorno legal en el que nos vamos a mover y las implicaciones de nuestra presencia online. Según el tipo de sector en el que nos movamos éstas serán diferentes.

Análisis de aspectos internos:

Deberemos detallar nuestra situación online actual y los recursos de que disponemos.

Una vez tengamos definidos los aspectos externos e internos, podremos desarrollar el DAFO online de nuestro proyecto: especificaremos nuestros puntos débiles, las fortalezas, las amenazas a las que nos enfrentamos y la oportunidades que deberemos aprovechar.

La definición del púbico objetivo:

¿Tenemos claro quién es nuestro público objetivo? ¿A quién vamos a proponer la adquisición de nuestros productos o servicios? Este es un hito fundamental para definir los objetivos y la estrategia a seguir para conseguirlos.

El establecimiento de los objetivos:

Necesitamos saber qué queremos conseguir con nuestro Plan de Marketing; establecer un destino para que nuestra ruta tenga sentido. No vale cualquier objetivo; éstos deben ser:

  • Medibles: para seguirlos y evaluar su cumplimiento

  • Realistas y coherentes con las capacidades de la organización.

  • Acotados en el tiempo: de nada nos sirve saber a dónde vamos si no sabemos cuándo debemos llegar.

Podemos establecer objetivos principales y secundarios. Nuestros objetivos definirán los KPI, variables que nos indicarán la evolución en el cumplimiento de nuestros objetivos.

Acciones a realizar:

  • Plan de acción: debemos concretar las acciones que debemos realizar exactamente. También valorarlas económicamente y plasmar todo ello en un cronograma donde podamos seguir su ejecución temporal.
  • Nuestro plan de acción de acción debe incluir también la estimación de resultados; el famoso ROI o rentabilidad de la inversión realizada. El ROI nos mostrará también la viabilidad de nuestro Plan.

Ejecución del Plan:

  • Es la hora de la verdad, la hora de saltar del papel a la acción; la de lanzar las acciones que hemos definido anteriormente, la de seguir su ejecución y medir los resultados obtenidos.
  • El entorno es cambiante, las acciones realizadas mutan en el momento de ser aplicadas en el escenario real y por tanto, los resultados obtenidos van a variar respecto a los inicialmente previstos. Deberemos detectar estas desviaciones en el momento que se produzcan y aplicar las correspondientes acciones correctoras.

Nada más y nada menos. Toda acción en Marketing Digital debe estar encuadrada en un Plan de Marketing que le de sentido y nos permita seguir una estrategia coherente en el tiempo.